image_content_6576742_20160504154053SANTO DOMINGO. La Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santo Domingo (CAASD) presentó este miércoles los avances de la construcción y rehabilitación de los componentes del Acueducto Oriental (Barrera de Salinidad), que contempla la construcción de los dos tanques reguladores en acero vitrificado más grandes del mundo, con capacidad de 7.5 millones de galones cada uno.


Según una nota de prensa enviada por esta entidad Alejandro Montás, director de la CAASD, dijo que para llevar agua potable a más de un millón de residentes en los municipio Este y Norte de la provincia Santo Domingo, el gobierno invierte mil 419 millones de pesos.


Detalló que esos recursos se invierten, además de la construcción de los tanques, en la rehabilitación de seis pozos en El Tamarindo, línea de impulsión de 30 pulgadas para abastecer de agua potable a Ciudad Juan Bosch, rehabilitación de 31 pozos de los campos de pozos La Joya y Los Marenos, 28 pozos en la gerencia Norte de la CAASD y construcción de camino de acceso al área del terraplén, entre otros trabajos.


“El proyecto de ampliación y terminación del Acueducto Oriental tiene como objetivo principal dar repuestas al alto crecimiento poblacional del Municipio Santo Domingo Este, que en la actualidad supera el millón de habitantes, además de reforzar el abastecimiento a Santo Domingo Norte, incrementado la disponibilidad de agua para consumo de manera segura para los próximos 20 años”, aseguró Montás.


Indicó que a mediados de agosto próximo estarán completamente terminados y conectados al Acueducto Barrera de Salinidad los dos tanques que funcionarán como depósitos reguladores en acero vitrificado, los cuales permitirán suministrar agua potable por gravedad a los habitantes de Santo Domingo Este.


“Con estos tanque de 54 metros de diámetros, los más grandes del mundo, mantendremos la permanencia del servicio en las horas de máximo consumo, nos permitirá el almacenamiento en las horas de bajo consumo y regular las presiones de la red”, agregó el director de la CAASD.


Así mismo, Montás expresó que dichos tanque le permitirá a la CAASD disponer las reservas del caudal contraincendios mejorando así el bienestar y la seguridad de la ciudadanía, además de reducir los costos energéticos que enfrenta el suministro y la distribución de agua en el Gran Santo Domingo.