Joven


El Ministerio de Salud Pública (MSP) y la Policía Nacional clausuraron de manera temporal la clínica estética donde murió una joven de 24 años tras someterse a una cirugía de aumento de glúteos.


La clínica Estética Maritza Jiménez fue clausurada por la violación de la ley 42-1y su 1138-03 sobre habilitación.


Médicos y enfermeras que participaron en la operación donde murió Ramona Franco Cruz, incluido el ginecólogo Oscar Polanco, fueron interrogados por las autoridades pertinentes en el caso.


Romy Franco, como era conocida, fue despachada luego de la operación, pero pronto comenzó a presentar problemas serios de salud.


La joven falleció en el Centro Médico Cibao de Santiago, donde según los familiares hicieron un esfuerzo por salvarle la vida.


El médico que realizó la cirugía estuvo preso hace poco por la muerte de otra mujer y dejado en libertad tras un tribunal variar la medida de coerción.