Muerto


Uno hombre fue ultimado a tiros por unos delincuentes para despojarlo de su motocicleta, en una comunidad de Santiago.


El cuerpo de Alexander Rafael Acosta Peña, de 35 años, presenta tres impactos de bala en distintas partes del cuerpo, ocasionados por los delincuentes para quitarle su motor.


Acosta Peña residía en la comunidad La Jagua de Palo Amarillo de Baitoa.


La motocicleta posteriormente fue recuperada por los agentes policiales.