Red


Los esfuerzos del Gobierno en crear las condiciones que propicien el manejo adecuado y la comercialización de productos agropecuarios para garantizar la seguridad alimentaria de la nación se ven impedidos debido a intereses de los mercaderes, por un lado, y la dejadez de los gobiernos central y municipal para ponerlo a funcionar.


La Red de Mercados Minoristas no puede ser activada hasta que entren en funcionamiento dos de los tres mercados que la conforman, cuyas estructuras físicas fueron concluidas hace más de tres años y aún permanecen cerradas.


El Mercado Nuevo de la Duarte no está dentro de la Red de Mercados Minoristas, sin embargo, allí operan la mayoría de los mercaderes mayoristas que abastecen de productos agrícolas y pecuarios a la capital y otros puntos del país.


En este mercado de abasto, ubicado en Villas Agrícolas, operan alrededor de 200 comerciantes mayoristas, los cuales deberán ser trasladados a las instalaciones del Mercado Central de Mayorista de Santo Domingo (Merca Santo Domingo), ubicado en el municipio Pedro Brand, próximo al kilómetro 22 de autopista Duarte.


Una vez establecidos, el Merca Santo Domingo está llamado a convertirse en el mayor centro de abasto y suplir a la Red Nacional de Mercado Minoristas, integrada por los mercados de Villa Consuelo, Villas Agrícolas y Cristo Rey, pero advierten que de no intervenirse el Mercado de la Duarte, no accederán al traslado.


Mientras, el Merca soló cuenta con 80 puestos para ponerlos a disposición de un grupo de 150 comerciantes mayoristas que aceptaron instalarse.


“Entonces ¿qué pasará con los demás comerciantes?”, se pregunta el presidente de la Asociación de Comerciantes del Mercado Nuevo de la Duarte, Luis Taveras, que demandó se construyan los otros espacios.


Sin embargo, el director del Merca, Claudio Jiménez, aseguró que la central de abasto está preparada para suplir a los mercados minoristas y cualquier sector que demande de sus productos.


En diciembre del 2014, el alcalde del Distrito Nacional, Roberto Salcedo, recibió del director del Merca Santo Domingo las llaves de los mercados de Cristo Rey y Villas Agrícolas, comprometiéndose con la administración de los mismos, además del de Villa Consuelo, inaugurado en 2012.