Chino


Jesús Pascual Cordero Martínez, alias El Chino, acusado desde hace varios años de seis asesinatos, narcotráfico y lavado de activos y detenido ayer, aseguró hoy que no se había entregado a la justicia porque está enfermo de diabetes y de la presión.


Afirma que pensaba que no podía sobrevivir en una cárcel con esas condiciones de salud.
El Chino se encuentra en estos momentos en la Procuraduría General de la República luego que fuera detenido ayer en una clínica. Formaba parte de una lista de “los diez más buscados”.