Egipto


Las autoridades egipcias han prohibido la publicación sin autorización previa de información relativa al proyecto de la planta nuclear de Dabaa, que Egipto construye con la ayuda de Rusia, informó hoy la prensa local.


Los periódicos oficiales publicaron hoy la orden que establece que ninguna información puede ser difundida por los medios sin contar con la aprobación de los responsables de la seguridad y del Ministerio de Electricidad, que supervisa el proyecto.


El portavoz de dicho departamento, Mohamed al Yamani, dijo que el objetivo de esa prohibición es “impedir la divulgación de rumores que puedan obstaculizar la construcción” de la central nuclear, en declaraciones al periódico independiente Al Watan (la patria).


Al Yamani especificó que para la difusión de cualquier detalle sobre la planta de Dabaa, se debe recurrir primero a su Ministerio para “confirmar las informaciones antes de que sean publicadas”.


La oficina de Al Yamani rechazó hacer declaraciones a Efe sobre la orden, emitida por la Fiscalía general egipcia en el día de ayer.


El proyecto de Dabaa fue impulsado por el presidente egipcio, Abdelfatah al Sisi, y su homólogo ruso, Vladímir Putin, que firmaron el pasado mes de febrero un memorándum de entendimiento para la construcción de la central, en el marco de la ayuda económica y militar que Moscú ofrece a El Cairo.


Esta es la primera planta nuclear de Egipto y, a pesar de ser un viejo proyecto que jamás se realizó, actualmente sería fundamental para aliviar el déficit de energía que sufre el país.


Egipto cuenta en estos momentos con la colaboración rusa en la totalidad del proyecto, incluida la construcción de la estación, la formación del personal y las investigaciones científicas.