Avion-accidentado


El cazabombardero ruso derribado por Turquía en la frontera con Siria y la denuncia de que violó su espacio aéreo es un episodio más de la tensión que se vive en la zona entre Ankara y Moscú.


El pasado octubre el Gobierno de Ankara denunció la invasión de su espacio por aviones de guerra rusos en tránsito a Siria para bombardear posiciones contrarias al régimen de Bachar Al Asad.


3 de octubre.- Un avión ruso de misión en Siria viola el espacio aéreo turco y es interceptado por la aviación de este país, que le obligó a retirarse.


4 de octubre.- Un avión ruso penetra en el espacio aéreo turco en un suceso similar al ocurrido el día antes, por lo que el secretario de Estado de Exteriores turco vuelve a citar al embajador ruso para pedirle explicaciones.


5 de octubre.- La OTAN convoca una reunión para evaluar la incursión de un avión ruso en el espacio aéreo de Turquía, un hecho considerado “inaceptable” por la organización.


Rusia reconoce que uno de sus aviones violó el espacio aéreo turco y lo achacó a las malas condiciones meteorológicas, aunque garantizó que ya se habían tomado las medidas oportunas para que incidentes como ése no se repitieran en el futuro.


6 de octubre.- Turquía denuncia la segunda violación en tres días de su espacio aéreo por parte de aviones militares rusos, lo que motiva una nueva queja diplomática.


16 de octubre.- Turquía derriba un dron (avión no tripulado) cerca de la frontera con Siria. Funcionarios estadounidenses creen que el aparato era de origen ruso, según informaron fuentes del Gobierno de EE.UU. al diario The Washington Post y la cadena CNN.