Para los agnósticos, ateos y creyentes ésta sería la prueba óptica de que Dios existe. Y es que allá arriba en el espacio la NASA captó lo que parece ser "la mano de Dios".  La "mano" sería producto de la explosión de una estrella en una supernova y la posterior expulsión de una enorme nube de materia cósmica, visible en la zona azul de la imagen.  El telescopio espacial de rayos-X de la NASA capturó la imagen a 17 mil años luz de distancia de la Tierra, informó el Observatorio de Rayos-X Chandra de la NASA.  Sin embargo, los científicos de la NASA no están seguros de si el material expulsado de hecho ha tomado la forma de una mano o de si su interacción con las partículas del púlsar de una nebulosa de viento hace que se vea de esa forma.  Los científicos espera que "la mano de Dios" ayude a proporcionar muchos más detalles sobre el fenómeno de los agujeros negros y la forma en que "crecen e interactúan con las galaxias"Para los agnósticos, ateos y creyentes ésta sería la prueba óptica de que Dios existe. Y es que allá arriba en el espacio la NASA captó lo que parece ser “la mano de Dios”.


La “mano” sería producto de la explosión de una estrella en una supernova y la posterior expulsión de una enorme nube de materia cósmica, visible en la zona azul de la imagen.


El telescopio espacial de rayos-X de la NASA capturó la imagen a 17 mil años luz de distancia de la Tierra, informó el Observatorio de Rayos-X Chandra de la NASA.


Sin embargo, los científicos de la NASA no están seguros de si el material expulsado de hecho ha tomado la forma de una mano o de si su interacción con las partículas del púlsar de una nebulosa de viento hace que se vea de esa forma.


Los científicos espera que “la mano de Dios” ayude a proporcionar muchos más detalles sobre el fenómeno de los agujeros negros y la forma en que “crecen e interactúan con las galaxias”