El excéntrico exbasquetbolista Dennis Rodman defendió este martes su controversial visita a Corea del Norte, la cual realiza con un equipo de exjugadores de la NBA, pues dice que se trata de “una gran idea para el mundo”. En una entrevista exclusiva con el presentador Chris Cuomo, para el programa New Day de CNN, Rodman reaccionó furioso cuando fue cuestionado si este es el mejor momento para el partido, dados los recientes eventos en esa nación.


La gira ocurre semanas después de que Corea del Norte sacudió al mundo con la noticia de la ejecución del alguna vez poderoso tío del líder Kim Jong Un. También hay preocupaciones por el bienestar del ciudadano estadounidense Kenneth Bae, que fue detenido hace más de un año por delitos desconocidos. El otrora jugador de la NBA participará en el controversial juego de baloncesto para el cumpleaños del joven e impredecible líder Kim. El juego amistoso está programado para este miércoles, cuando se cree que Kim cumplirá 31 años.


En una aparente referencia al líder norcoreano, Rodman dijo: “amo a mi amigo. Este es amigo”. Rodman elogió a los jugadores que fueron con él a Corea del Norte, agregando que otros querían ir a su viaje. “Es increíble cómo crece la negatividad”, dijo. El viaje a Corea del Norte ayudará a abrir las puertas al resto del mundo, agregó. “Todo es sobre el juego, la gente le encanta hacerlo”, dijo. “Esto es lo que estamos tratando de hacer”.


Cuando le preguntaron si iba a aprovechar la oportunidad para pedir a los líderes de Corea del Norte por la integridad de Bae, Rodman sugirió que Bae había hecho algo malo, pero no dijo qué. Cada vez más molesto con su entrevistador, Rodman dijo: “me importa un culo de rata qué demonios crees… Eres el hombre detrás del micrófono en este momento… nosotros somos los chicos que tienen que volver a Estados Unidos y ser abusados”.