Danilo RiendoseEl presidente Danilo Medina dijo ayer que el gobierno está dando la oportunidad de que la población aprenda a leer y escribir y resaltó que el programa de alfabetización concluye en noviembre del año que viene, fecha en la que la Unesco declarará a nuestro país territorio libre de analfabetismo.


“Los que no se hayan organizado en un núcleo de alfabetización, que lo hagan; nadie tiene que tener vergüenza de aprender por no saber leer y escribir después de viejo. Nunca es tarde para aprender”, recalcó el presidente Medina.


Afirmó que el Gobierno les está dando a los iletrados “una oportunidad de oro” que nunca más se repetirá. “No queremos que volvamos a tener personas analfabetas en el país; por eso les estamos asegurando la educación a los niños, para que nadie vuelva a ser analfabeto”. Dijo que a leer y a escribir se aprende en seis meses.


Llamó a los padres a que no se preocupen porque sus hijos no puedan ayudarlos con el trabajo, y en cambio deben dejarlos estudiar, “que eso es una alcancía para después; los niños tienen que estudiar, los que tienen que trabajar son los padres. Cuando un muchacho llega a ser profesional, ese es su seguro de vida”.


Alimentación


El presidente Medina también anunció que el Gobierno está hace arreglos para que a los estudiantes que reciben desayuno y almuerzo en la Tanda Extendida, se les siga entregando en las escuelas durante las vacaciones.


El mandatario, quien centró sus palabras en la educación y el programa de alfabetización durante sus encuentros con productores de El Llano y Puerto Escondido, esta última población perteneciente a la provincia Independencia, habló de los esfuerzos que realiza el gobierno para eliminar el analfabetismo mediante la programa “Quisqueya Aprende Contigo”, exhortándolos a que se inscriban en los núcleos para que se alfabeticen, porque “el que no sabe leer ni escribir, tiene la mitad de su vida enterrada”.


Certificados


Anunció que “Quisqueya Aprende Contigo” ha certificado a las primeras 80 mil personas que ya saben leer y escribir. “Ahora vamos con una graduación simbólica el día 7 (de enero venidero), donde podamos graduar a 150 o 200 mil más, y entonces terminar este proceso, que el país ya no tenga personas que no saben leer ni escribir”.


Llamó a los padres a que permitan que sus hijos estudien, porque tener una profesión se convierte en un seguro de vida para el futuro.


Explicó que la entrega de los alimentos a los niños estudiantes se debe a que “lo que queremos son niños saludables, niños que puedan tener la capacidad de aprender”, e indicó que con esta decisión, los padres y madres “van a disminuir sus gastos en alimentación notablemente, porque a partir de agosto  del año que viene, sólo van a tener que preocuparse de qué le van a dar de cenar a sus hijos”.


Tienen que pagar


En su encuentro con los campesinos de El Llano, el presidente Medina les dijo que de nada sirve vivir en una jaula de oro con el estómago vacío, pero que el dinero que se les aprueba en financiamiento, deben pagarlo, porque “si regalamos el dinero, no podemos seguir ayudando a los más pobres”.


Manifestó que ese dinero tienen que devolverlo, porque lo reciben en condiciones sumamente blandas, con un interés de apenas 0.41 por ciento mensual y un año de gracia. Medina se reunió en El Llano con la Junta de Asociaciones de El Llano, cuyo presidente, Ángel Ramírez, le manifestó las necesidades por las que están atravesando.


Financiamiento


A través suyo, los productores de arroz de la Junta solicitaron financiamiento para la construcción de una factoría, que les permitiría aumentar sus ingresos en alrededor de un 30 por ciento y poder ofrecer un producto de mayor calidad.


A su vez, Alejandro Mateo, representante del Bloque de Productores Agrícolas del Distrito Municipal Guanito, cuyos socios producen varios renglones, entre ellos maíz, dijo que necesitan un centro de acopio para proteger sus cosechas y vender de acuerdo a la demanda.


El jefe del Estado les comunicó que el 3 de enero venidero, una comisión irá nuevamente a El Llano para determinar el monto y la forma en que se les entregará el dinero solicitado.


Mandatario supervisa obras en Boca de Cachón


En su recorrido de este domingo, el presidente aprovechó para visitar el proyecto habitacional Boca de Cachón, un complejo habitacional donde serán alojadas familias afectadas por la crecida del Lago Enriquillo.


El mandatario sobrevoló el área en helicóptero, para luego descender y sostener una reunión de trabajo con el mayor general Rafael Emilio de Luna Pichirilo, quien está a cargo de la obra, quien le dio explicaciones sobre la marcha de los trabajos.


En Puerto Escondido escucha a la gente


De El Llano, el presidente de la República se dirigió a Puerto Escondido, provincia Independencia, donde fue recibido con alegría por sus residentes.


Aquí, el mandatario escuchó al coordinador general de la Cooperativa Agropecuaria y de Servicios Múltiples de Puerto Escondido (Cooproaspe), José Alfonso Almonte, quien planteó la necesidad de financiamiento para ejecutar un proyecto de ampliación del almacén de la entidad, para guardar la producción de habichuelas negras.


Almonte valoró lo que representa la asociatividad para los productores, ya que expresó que “nosotros íbamos para atrás, hasta que nos unimos como cooperativa”.