priEl primer ministro de San Vicente y las Granadinas, Ralph Gonsalves, reclama que República Dominicana sea suspendida del Foro del Caribe (Cariforum) si aplica la sentencia que niega la nacionalidad a los hijos de inmigrantes en situación irregular aunque hayan nacido en el país.


En una carta difundida ayer aunque con fecha del lunes, Gonsalves explica al presidente dominicano, Danilo Medina, que se ha puesto en contacto con su homólogo venezolano, Nicolás Maduro, para recomendarle que República Dominicana sea expulsada de esa alianza.


Cariforum está formado por los quince países que integran la Comunidad del Caribe (Caricom), así como por República Dominicana.


En su escrito, Gonsalves recuerda a Medina que el 16 de diciembre hay prevista una cumbre de Petrocaribe en Caracas y le advierte de que si para entonces no está solucionada “satisfactoriamente” la cuestión de los descendientes de haitianos él mismo pondrá sobre la mesa esa controvertida decisión judicial.


El pasado 23 de septiembre el Tribunal Constitucional de República Dominicana emitió una sentencia en la que se establece que los hijos de inmigrantes indocumentados que nacieron en ese país a partir de 1929 y, por tanto, estén registrados como ciudadanos dominicanos, perderán ese estatus al considerarse que sus padres estaban en el país “en tránsito”.


De los 9,5 millones de habitantes que tiene el país caribeño, se verían afectados unos 240.000, en su mayoría haitianos, según cálculos de la organización Human Rights Watch (HRW). Tanto Caricom como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) han criticado la sentencia al considerar que altera de forma retroactiva una legislación que se aplicaba desde 1929 y hasta 2010 y que despojará de la ciudadanía dominicana a decenas de miles de personas nacidas en ese país.


Para Gonsalves la decisión es “inaceptable en cualquier comunidad civilizada”, en línea con lo denunciado por muchos otros organismos internacionales.


En su escrito, le recuerda que ya le formuló una queja directamente el pasado 11 de octubre sobre esta misma cuestión y que aún no ha obtenido respuesta.


“Como usted sabe, desde entonces, San Vicente y las Granadinas ha liderado el camino, en nombre de Caricom y de la Organización de los Estados Americanos (OEA), en la condena a la sentencia de la Corte y en el reclamo de que su Gobierno renuncie a llevar a cabo una decisión movida por los prejuicios e inaceptable”.


“Mi Gobierno y otros han sido muy firmes en su condena de la sentencia del Tribunal y en expresar su profunda decepción por la actitud equívoca de su gobierno”, escribe Gonsalves.


Además, urge a Medina a “actuar con rapidez en la búsqueda de un camino para corregir esta negación de derechos humanos y ciudadanía a las personas de ascendencia haitiana nacidas en su país”.


“La diplomacia silenciosa y tras bambalinas es totalmente insuficiente”, advierte el mandatario caribeño.