El país no será declarado en estado de emergencia por la epidemia de dengue que ha cobrado 96 muertes, porque el número de casos registrados es controlable, aseguró ayer el viceministro de Salud Colectiva, doctor Rafael Schiffino. 


Dijo que lo que más preocupa en el país es el número de muertes por la enfermedad viral, pero que otros países con menos habitantes, como Costa Rica, tienen una mayor cantidad de casos y otra forma de llevar el registro epidemiológico.


“Un país se declara en emergencia cuando el número de casos no puede ser controlado, pero en la República Dominicana lo que tenemos es brotes en algunas provincias más pobladas”, señaló Schiffino. 


Es el número de casos y la capacidad para desbordar el sistema lo que hace que sea declarado el país en estado de emergencia, insistió, al contestar a candidatos a la presidencia del Colegio Médico y pasados presidentes del gremio que pidieron que el país sea declarado en estado de emergencia.


El viceministro Schiffino dijo que desde el Ministerio de Salud Pública se llevan a cabo tareas que no están dentro de sus responsabilidades, corresponden más bien a los ayuntamientos. Dijo, además, que el 70% de los dominicanos tiene información para evitar la enfermedad del dengue, pero algunos factores no dependen directamente de la ciudadanía. Niega que el país tenga una epidemia.