salEl Ministerio de Salud Pública, a través de su Dirección de Salud Mental y con el apoyo de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) inició un programa de capacitación dirigido al personal que forma parte de la Red de Atención e Intervención a personas que abusan del alcohol y las drogas con el objetivo de fortalecer el sistema de tratamiento a los pacientes con esa problemática.


El doctor José Mieses Michel, director de Salud Mental explicó que el objetivo principal del entrenamiento es ampliar y diseñar herramientas mucho más efectivas para hacer frente a l flagelo que representa en alto consumo de alcohol y dogas en el país, principalmente en pacientes jóvenes.


“Es un problema que debemos enfrentar de manera decidida y trabajar con la sociedad en sentido general, ya que el alto índice en el consumo de sustancias controladas, está contribuyendo a incrementar los hechos de violencia y lo suicidios en el país”, dijo Mieses.


Como parte de las actividades se ofreció una conferencia a cargo del doctor Luís Alfonso Bello, asesor regional de la OPS con sede en Washington, quien abordó el tema desde el punto de vista integral.


El experto consideró necesario fortalecer las políticas públicas dirigidas a disminuir el consumo de alcohol y drogas.


Recientemente Salud Pública y la OPS presentaron el Sistema de atención a Pacientes con Problemas de Uso y Abuso de Alcohol y Drogas, con el objetivo de aunar esfuerzos con las autoridades judiciales para dar cumplimiento a la Ley 136-03 que prohíbe la venta de alcohol a menores.