condA solicitud de la Procuraduría Fiscal de Santo Domingo, fue condenado a 20 años de reclusión mayor, un hombre que le cegó la vida a  su concubina, porque la víctima  le reclamó a su agresor cuando lo  encontró en su cama con dos mujeres y un hombre.



La sentencia le fue impuesta a Marino Cisnero Capellán, contra quien el Ministerio Publico presentó elementos de pruebas que demostraron su responsabilidad penal en el hecho de sangre.


Los jueces del Primer Tribunal  condenaron a Cisnero Capellán por quitarle la vida de múltiples heridas de arma blanca a Santa Inés Verónica Arias.


El expediente instrumentado en la Fiscalía de Santo Domingo da cuenta que el hecho ocurrió el 11 de marzo del 2012, en la calle segunda del batey Estrella de los Guaricanos  en Santo Domingo Norte.


Marino Cisnero Capellán, quien deberá cumplir su sentencia en la cárcel de La Victoria, fue condenado por violación de los artículos 295 y 304 del Código Penal Dominicano y el 50 de la Ley 36 que tipifican el homicidio voluntario y el porte ilegal de arma.