nauUn barco de inmigrantes naufragó este jueves cerca de Lampedusa (Sicilia), en el sur de Italia, causando al menos 82 muertes, tal como informaron guardacostas y responsables de rescate citados por la prensa italiana.


Antonio Candela, responsable de asistencia sanitaria en Lampedusa, confirmó que habían encontrado cuatro cuerpos, inicialmente. Pero la alcaldesa de la isla, Giusi Nicolini, tiempo más tarde elevó la cifra a más de 82, advirtiendo que el balance podría elevarse.


Según los socorristas, cientos de inmigrantes siguen en el agua, cerca de la isla de los Conejos, a proximidad de la de Lampedusa. Un responsable de los equipos de rescate confirmó a la AFP que “todavía hay inmigrantes en el mar”.


También precisó que “no se puede hablar con certeza de naufragio del barco en el sentido de una embarcación que se hunde”. La policía financiera y aduanera encontró a cuatro personas vivas.


Según informaciones preliminares citadas por la prensa local, 78 náufragos fueron rescatados pero la embarcación transportaba a unas 500 personas.


Dos barcos pesqueros dieron la voz de alarma. Dos lanchas, helicópteros y otros medios aéreos se encuentran en la zona para ayudar a los inmigrantes.


El lunes, 13 inmigrantes, en su mayoría eritreos, se ahogaron cuando intentaban llegar a la costa cerca de Ragusa (Sicilia). Las víctimas habían saltado de una embarcación que transportaba a unos 200 inmigrantes y refugiados o fueron arrojadas por la borda por traficantes de personas.


Al comienzo de agosto, otro drama similar se produjo en una playa del este de Sicilia, cuando seis egipcios se ahogaron intentando llegar a tierra.


En lo que va de año más de 22.000 inmigrantes desembarcaron en las costas del sur del país (Sicilia y Calabria), es decir casi tres veces más que en todo 2012.