sahNIAMEY (Reuters).- Los cadáveres de más de 80 emigrantes, la mayoría de ellos mujeres y niños que murieron de sed, han sido hallados en el norte de Níger después de que su vehículo se rompiera cuando intentaba cruzar el desierto del Sáhara, dijeron el jueves fuentes militares.


Los emigrantes partieron en dos camiones desde la población de Arlit en el norte de Níger para cruzar el desierto hasta Tamanrasset en Argelia a mediados de octubre pero se dispersaron para encontrar agua cuando su vehículo se averió.


“Hemos descubierto más de 80 cadáveres repartidos en varias localizaciones a menos de 20 kilómetros de la frontera con Argelia”, dijo un alto cargo a Reuters por teléfono.


La mayoría eran mujeres y niños. No hubo información inmediata sobre sus nacionalidades.


Otro responsable militar dijo que unas 20 personas del grupo sobrevivieron. Cinco de ellos caminaron varios kilómetros en el desierto abrasador hasta Arlit para informar a las autoridades.


La ruta a través del Sáhara sigue siendo usada por muchos emigrantes de la región y por otros que provienen de más lejos.


Más de 32.000 emigrantes han llegado al sur de Europa desde África hasta la fecha este año aunque se desconoce si éste era el destino elegido por el grupo.


Cientos de ellos que han intentado cruzar el Mediterráneo y han perecido ahogados en los últimos años.


Dos incidentes separados en el sur de Italia este mes pusieron de relieve los peligros que entraña el viaje, cuando 366 emigrantes eitreos se ahogaron en un naufragio y otros 200 desaparecieron en otro una semana más tarde.