prot


El suministro energético ha empeorado considerablemente en esta localidad en los últimos días, registrándose prolongadísimos apagones que han dado lugar al surgimiento de protestas callejeras con  encendido de neumáticos y lanzamiento de desperdicios en  barriadas de la ciudad.


Todo el pueblo está siendo castigado con las interrupciones del servicio eléctrico, incluyendo sectores que anteriormente lo recibían de manera permanente 24 horas.


Los largos apagones se registran tanto en horas de la mañana, la tarde, la noche y la madrugada. En la generalidad de  las ocasiones al ser restablecido el servicio energético se produce en forma intermitente lo que ha  provocado serios daños en hogares y comercios en efectos electrodomésticos e industriales.


Esta localidad vive una de sus peores crisis energética  desde  décadas atrás, sin que la Empresa Distribuidora de Electricidad del Norte (EDENORTE), ofrezca una explicación a los usuarios que religiosamente pagan sus facturas mes por mes.


En muchos sectores se registran apagones de más de 15 horas consecutivas. La irritación  se apodera de la población cuyos habitantes libran largas batallas para conciliar el sueño en horas nocturnas debido a que a los apagones se le une el sofocante calor que se registrada.


Los largos y constantes apagones reactivaron protestas en diversos sectores de esta ciudad. Las protestas se han registrado en sectores como San Martín de Porres, Pueblo Nuevo, San Vicente, Hermanas Mirabal, San Pedro, Savica, Cristo Rey, Ubamba, 24 de Abril,  y otros azotados por la caída del servicio eléctrico.


En la barriada San Martín, específicamente en la avenida Bienvenido Fuertes Duarte en todas sus intersecciones ardían neumáticos en tanto manifestantes volcaban a las calles basuras y otros obstáculos.


En el sector Pueblo Nuevo de esta ciudad,  también fue escenario de manifestaciones callejeras principalmente en la calle Billini esquina Libertad lugar donde se produjeron quemas de neumáticos.


Edenorte aumenta tarifa


La Empresa Distribuidora de Electricidad del Norte (Edenorte), incremento considerablemente las facturaciones residenciales y comerciales en esta ciudad, no obstante el gobierno anunciar que dio marcha atrás al incremento que había anunciado la Superintendencia de Electricidad.


Diversos sectores han denunciado que desde el pasado mes de agosto, las facturas que han recibido reflejan un incremento que oscila entre 500 y 600 pesos.


Señalan que cuando acuden a solicitar explicación a  las oficinas de Edenorte, allí le aseguran que “la factura esta correcta que es el consuno que ha aumentado a causa de las elevadas temperaturas que se registran”,.


“Mire señor en mi oficina de abogado yo no haya calor siempre en horas laborables se mantiene encendido un aire acondicionado más los equipos de oficina  y la factura de agosto vino con un aumento de 600 pesos con relación a los meses anteriores, o sea, que no es verdad que el consumo ha aumentado”, expuso el licenciado Gabriel Antonio Castillo, uno de los consumidores afectados.