met



Santo Domingo.-A pesar de haber dado a luz en una de las paradas del Metro y de que llegó al centro en buenas condiciones, el hospital Marcelino Vélez le exige el pago de ocho mil pesos a la joven Yahaira de Jesús Bonilla  por el “parto”.


“Ellos (hospital) me tienen aquí porque están a la espera de que yo pague ocho mil pesos, pero imagínate, de dónde voy yo a sacar ese dinero.


Ellos dicen que por el parto, pero yo no parí aquí”, explica  la joven mientras amamanta a su pequeña.


La joven, de 24 años,  salió desde su casa, en Los Alcarrizos,  hacia la maternidad La Altagracia porque se le presentaron los dolores, pero cuando llegó a la estación del Metro no alcanzó siquiera a entrar al vagón, pues parte de la seguridad del lugar tuvo  que hacerle el parto.


“Yo andaba con un vestido, me quité el panty y de una vez salió la niña”, narró. Al  inicio, a la bebita, que nació de siete libras y media, le llamaron Luisa, pero como nació en la parada María Montés le cambiaron el nombre por María Ángela. Yajaira, quien se encuentra en muy buen estado de salud, vive  con su esposo y tres niños más.