fa



MONTEVIDEO, Uruguay (AP) _ La sentencia judicial del polémico caso de un joven haitiano que en 2011 denunció haber sido violado por soldados uruguayos en Haití fue criticada por la defensa de los uniformados, que anunció que apelará, y también fue objetada  por el abogado del denunciante que se manifestó decepcionado por el fallo.


El juez Alejandro Guido condenó a cuatro marinos uruguayos a una pena de dos años y un mes de prisión por del delito de “violencia privada” (obligar a alguien a hacer algo contra su voluntad), pero dijo que la violación no pudo ser probada.


El abogado de los militares, Gustavo Bordes, reiteró que eran inocentes y anunció que apelará la sentencia, la cual “no le dio la razón”, al joven haitiano, aseguró.


“La violación no aparece en el video, lo que demuestra que este ciudadano mintió, y eso es un delito en Uruguay. Su versión de los hechos es interesada, por dinero, y maliciosa. Acá lo que hubo, como mucho, fue una broma de mal gusto”, dijo el abogado.


El haitiano Jhony Jean, de entonces 18 años, denunció que en mayo de 2011 en una base naval de Port Salut, cuatro militares uruguayos de la misión de las Naciones Unidas en Haití, lo violaron y registraron el hecho en un video. La película se hizo pública a fines de 2011 y provocó un gran impacto y polémica respecto a si probaba o no la violación.


Para el juez las imágenes fueron prueba contundente de un delito de “violencia privada” pero no de una violación. En su sentencia señala que, además, “las declaraciones del denunciante y los denunciados son diametralmente opuestas y de ellas no puede extraerse una conclusión determinante en este punto”.


Los marinos declararon que todo se trató de una broma pesada y que no existió violación.


“Estamos profundamente decepcionados con la reticencia uruguaya a sancionar gravemente a los autores de este crimen tan brutal contra Jhony”, declaró su abogado Jayne E. Fleming.


“La conclusión de que no hay evidencia de la violación es una vergüenza. El testimonio de Jhony y las evidencias médicas arrojaron pruebas suficientes”, afirmó el abogado del haitiano.


Acusó a Uruguay de incumplir una promesa de reparar económicamente a Jean por el daño sufrido. “Es un doble asalto sobre una víctima haitiana inocente”, agregó.


Los marinos cumplieron poco más de dos meses de prisión preventiva y fueron liberados el 21 de diciembre. Según la ley uruguaya, no volverán a prisión a cumplir el resto de la pena ya que una vez que el reo es liberado no puede volver a la cárcel, salvo que cometa un nuevo delito.