den



Por lo menos cuatro nuevas muertes por dengue se han presentado en el país en las últimas semanas, incrementando a 63 los fallecimientos por esa causa captados por el sistema de salud dominicano; mientras el número de casos sospechosos de la enfermedad se eleva a 9,306, unos 600 más que en el informe pasado.


De acuerdo al boletín epidemiológico número 35 que recorre las notificaciones hasta el 31 de agosto, el 65 por ciento de los casos se concentran mayormente en las  provincias Santiago, Santo Domingo, Espaillat, Puerto Plata, San Cristóbal y el Distrito Nacional.


Indica que a nivel nacional se continúa en zona de epidemia y  la incidencia acumulada es de 134.8 casos probables por cada 100,000 habitantes, representando un incremento de 1.9 veces en relación con el año 2012.


El año pasado a la fecha se habían notificado 3,223 casos probables. El dengue es una enfermedad febril trasmitida por la picadura de un mosquito que se cría en aguas limpias, siendo la fiebre que empieza de repente el síntoma más característico.


Se estima que menos del 10 por ciento de los pacientes con dengue presentan signos de alarma, lo cual se manifiesta el mismo día en que se terminan las fiebres, y el principal signo clínico es el dolor abdominal o de barriga.


Entre las medidas que se recomiendan para su prevención está la eliminación de los criaderos de los mosquitos, tapar tinacos, cisternas y cualquier otro depósito que contenga agua para uso doméstico, evitar que en el patio o azotea se junten y abandonen utensilios, envases vacíos, llantas, latas o cualquier otro objeto que pueda almacenar agua en las épocas de lluvias.