bui


La Procuraduría de la Corte de Apelación del Distrito Nacional ejecuta hoy la orden de libertad de los hermanos colombianos Huber Osvaldo Buitrago Ruiz y Ángel María Buitrago Vacca, acusados de ser cabecillas de una red de lavado de activos que fue desmantelada en diciembre pasado por las autoridades.


En la secretaria de la Corte se informó que están haciendo la orden de libertad para enviarla a la cárcel de La Vega y de San Francisco de Macorís donde se encuentran guardando prisión los hermanos colombianos.


Esto se produce luego de que el procurador de la Corte, José del Carmen Sepúlveda, remitiera una comunicación al Banco Agrícola, para que se recibiera el pago de tres millones de pesos en efectivo, a cada uno de los imputados, para poder lograr su libertad.


La ejecución de la libertad se produce luego de que el juez de la octava Sala Penal, Teófilo Andújar Sánchez, ordenara al ministerio público ejecutar la decisión de los jueces de la Segunda Sala Penal de la Corte de Apelación, que dispuso la libertad de los imputados, mediante el pago de una garantía económica, impedimento de salida y presentación periódica, tras revocar la prisión preventiva que se había dictado en su contra.


Sin embargo, en contra de los hermanos Buitrago pesa otra orden de arresto dictada por el juez de Atención Permanente del Distrito Nacional, José Alejandro Vargas Guerrero, esta vez acusados de falsificación de documentos públicos y de asociación de malhechores.


La orden de arresto fue dictada acogiendo un pedimento de la fiscal adjunta, Sandra Castillo, adscrita al Departamento de Falsificaciones, quien dispuso que antes de transcurrido el plazo de las 48 horas, calculados desde el momento del arresto, los imputados sean presentados por ante el tribunal que éste, como único funcionario judicial competente, decida si procede su mantenimiento en prisión o en su defecto disponga su libertad.