Ganadores de concursos para maestros simularon ser vendedores de diversos productos, dejando entrever que se dedicaran a ello si las autoridades no los designan.


Aguacate, tomate, plátanos, chinola, berenjena, habichuelas, arepa, y otros productos fueron llevados por los educadores al frente de la Regional de Educación.


Branda Salcie, educadora, dijo que a pesar de sacar buenas notas las autoridades no los toman en cuenta, por el contrario han nombrado personas que sacaron menos y en algunos casos reprobaron.


Ángela Valdez y Kenia Méndez llamaron al nuevo ministro de Educación a tomar carta en el asunto.


Según expresaron, improvisaran todos los lunes un mercado frente a las oficinas de educación, porque no encuentran que hacer para ganarse el sustento. Al lugar se presentó la policía nacional, pero todo transcurrió sin mayores incidentes.