El director ejecutivo del Consejo Nacional para el VIH y el SIDA (Conavihsida), Víctor Terrero, informó este lunes que la prevalencia de VIH y SIDA y otras enfermedades sigue aumentando en el país, pese a los esfuerzos que hacen las autoridades de salud para reducir su incidencia.


Explicó que en la provincia los casos de VIH, hepatitis B y C, y sífilis, han seguido en aumento entre los homosexuales y las trabajadoras sexuales.


El doctor Terrero dijo que según una encuesta de vigilancia serológica que realizó la entidad, la prevalencia del VIH y el SIDA ha verificado un aumento en los últimos seis meses, debido al índice de pobreza y vulnerabilidad extrema de esa zona.


En esta ciudad existen unas 1,253 personas infectadas de VIH y otros padecimientos infectocontagiosos. En el caso de los hombres que tienen sexo entre ellos, explicó que el 6.9 % viven con VIH, 11.2 % con sífilis, y un 0.3 y 0.5 % tienen hepatitis B y C, una cifra sumamente alta.


El funcionario indicó que el VIH en usuarios de drogas es de 3.3%, la sífilis de 5.2%, la hepatitis B y C: 1.4% y 1.0%, respectivamente.


En el caso de las trabajadoras sexuales el VIH es de 5.3%, la sífilis alcanza 8.8%, y hepatitis B y C: 2.4% y 0.6%. El funcionario cree que el acrecentamiento en este reglón ha sido por falta de orientación y no usar preservativos en las relaciones sexuales.