condenaLa condena fue dictada contra el imputado Marino Almonte Aquino, quien además fue sentenciado al pago de una indemnización de 500 mil pesos.


La Fiscalía de Hato Mayor, que preside el magistrado Manuel Emilio Santana Montero, obtuvo la condena tras demostrar “con suficientes pruebas” que Almonte Aquino violó la Ley que tipifica ese tipo de delito, lo cual fue acogido por los jueces Jazmín Varela, Ramona santana y José Reyes.


El hecho se produjo en el año 2011, en la comunidad Satélite de Los Hatillos, a tres kilómetros al Sur de esta ciudad.


“Para abusar de la víctima, el anciano, que era considerado por los familiares de la niña como una persona de confianza, aprovechó la ausencia de la madre para penetrar a la casa donde cometió el hecho”, indica el expediente.


En la audiencia el Ministerio Público estuvo representado por la procuradora fiscal Ynés Bruno Tejada.