menoresLos tres bebés que  fallecieron asfixiados el sábado en el interior de un vehículo en San Cristóbal, representan las víctimas menores de edad número 36, 37 y 38  en lo que va de año, producto de situaciones en las que ningún adulto a cargo  de la supervisión de estos menores ha tenido que enfrentar consecuencias legales.


En el caso de  la tragedia de San Cristóbal, que costó la vida a dos hermanitos de dos  y cuatro años y a un primito de estos de tres, la Policía baraja la hipótesis de un accidente, igual que en la más de una treintena de casos similares que han sucedido desde enero hasta este mes de junio.


La institución ha registrado en sus reportes diarios 38 casos de niños y adolescentes fallecidos en distintas provincias del país, según informaciones de prensa que recogen estos decesos.


En lo que va de año, marzo ha sido el mes donde ha ocurrido una mayor cantidad de fallecimientos  por accidentes, con un total de 16. A su vez, enero fue el mes en que se registraron menos víctimas, con dos.  En febrero y mayo, ocurrieron igual número de decesos, cuatro en cada mes, y en abril, seis. Mientras, en los primeros 15 días de junio, las muertes ya alcanzan  seis.