obispoEl obispo de la Diócesis de La Vega, monseñor Antonio Camilo González, manifestó este miércoles que es una insensatez la explotación de Loma Miranda, al considerar que con esta decisión morirían los recursos naturales de esta zona, que es pulmón de República Dominicana y vida de las provincias del Cibao.


Al hablar sobre Loma Miranda, el religioso destacó que se encuentra en la vertiente norte en la cordillera Central, dentro del segundo corredor ecológico más importante del país, donde se destaca el bosque mixto, “que da lugar a una de las redes hídricas más profusas del territorio nacional, provocando notable cambio en el patrón de distribución de viento y lluvia que alimentan la presa de Rincón “, manifestó.


Explicó que esta presa abastece de agua potable a San Francisco de Macorís, Salcedo y zonas aledañas y destacó todo el bienestar de los recursos naturales de los pueblos del Cibao, desde La Vega hasta Nagua y desde Bonao hasta Samaná, donde están asociados Yuna-Camú en cuyo centro está Loma Miranda. Sus declaraciones fueron ofrecidas en la parroquia San Isidro Labrador de la comunidad de Maimón, con motivo del Día del Agricultor. Allí participaron más de 20 sacerdotes de Bonao, La Vega, Cotuí, Piedra Blanca, y otras comunidades.


Camilo González consideró que la Academia de Ciencias de la República Dominicana ha evaluado positivamente para que la zona sea declarada como parque nacional, dando lugar a la creación del parque nacional Loma Miranda, con el propósito primario de conservar su enorme riqueza biológica, proteger sus bosques y sus fuentes acuíferas y, además, promover el desarrollo sostenible de la agricultura y el ecoturismo.