kurdasEl empresario Frank Jorge Elías mantenía a su esposa Sandra Kurdas, quien lo acusó de violencia física, en una especie de esclavitud del siglo XXI, que no le permitía tener amigos, de acuerdo a al documento de pedido de coerción del Ministerio Público.


El documento, del cual obtuvo copia elCaribe, señala que el imputado, a quien hoy conocerán medida de coerción, le tenía prohíbido a su esposa salir de la casa de noche, conducir vehículos, hablar con amigos y hablar cuando estaban en compañía de particulares.


“El sometimiento y maltrato a la víctima es tal que la misma pasaba más tiempo en su closet-vestidor que en el resto de la casa”, indica el texto. Además la insultaba constantemente, añade la Fiscalía, y le decía que ella no servía ni para marcar un teléfono. Hechos que se acreditan con la declaración de la víctima.