per Las fechorías de los elementos van desde su ligazón al narcotráfico hasta la extorsión y chantaje, pasando por protagonizar actos públicos que ponen en tela de juicio el buen nombre del sector periodístico local.


La multiplicación de esas acciones provocó que la comandancia policial haya resuelto por lo menos poner orden en su área de influencia, por lo que periodistas y camarógrafos de los diferentes medios de comunicación que cubren esa fuente serán depurados, para evitar que delincuentes haciéndose pasar como comunicadores sociales continúen realizando labores de reporteros de programas televisivos y radiales.


Para tal fin recientemente se firmó un acuerdo entre el jefe de la Dirección Regional Cibao Central de la Policía, general Neivis Pérez Sánchez; el vocero de esa institución,  coronel Jesús Cordero Paredes y dirigentes del  Colegio Dominicano de Periodistas (CDP) y del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP).