condonCajas de condones gratis, a vuelta de correo: tal es la propuesta de un programa de salud estadounidense para adolescentes, que busca suministrar profilácticos a aquellos que sienten vergüenza de comprarlos en farmacias y tiendas.


El Proyecto de Acceso a Condones (CAP, según siglas en inglés) funciona en el estado de California y está destinado a menores desde los 12 años. Con sólo completar los datos en una página web, los adolescentes pueden recibir en su hogar un sobre discretamente marcado con hasta 10 condones por vez.


“No todos los chicos de 12 años participan en actividades sexuales y esto no es para incentivarlos, pero queremos que aquellos que deciden ser sexualmente activos tengan su protección. A muchos les gustaría ignorar que la actividad sexual adolescente siquiera existe, pero allí están las estadísticas”, dijo a BBC Mundo Susy Chávez, del Consejo de Salud Familiar de California, la entidad responsable del programa.


Los datos del Departamento de Salud Pública estatal revelan un crecimiento de 18% en casos de sífilis entre 2010 y 2011, junto a incrementos de 5% en clamidia y casi 2% en gonorrea. “No todos los chicos de 12 años participan en actividades sexuales y esto no es para incentivarlos, pero queremos que aquellos que deciden ser sexualmente activos tengan su protección”


Susy Chávez, Consejo de Salud Familiar de California


Así, la provisión por vía postal fue pensada como una respuesta ante los contagios y funciona en los condados californianos que muestran mayores índices de enfermedades de transmisión sexual. La ley de este estado lo hace posible: desde los 12 años, aquí no es necesario contar con el consentimiento de los padres para recibir servicios médicos relacionados con la sexualidad, incluido el suministro de métodos anticonceptivos.


Pero el plan no ha tenido buena acogida en distintos sectores, entre los que se cuentan grupos conservadores y defensores de los derechos parentales que consideran que se trata de una injerencia gubernamental en el ámbito familiar. “Es como decirles ‘vamos a hacer muy fácil que tengas una vida sexual activa y vamos a hacer que puedas absolverte de la responsabilidad que trae esa vida sexual’. Esto saca a los padres del juego y no es una buena idea”, señaló Jake McGregor, director ejecutivo del programa juvenil OneEighty, que trabaja con menores y es de orientación cristiana.


Pedidos, con un clic: Condones


El programa busca suministrar condones a los adolescentes. “Condones: buena idea”, “Pídelos gratis aquí”, dice el sitio de Internet del programa CAP. Los usuarios deben luego ingresar su fecha de nacimiento y domicilio -que no son verificados en línea, según comprobó BBC Mundo- para sumarse a la lista de correo.


Cada treinta días, pueden solicitar un envío que incluye también lubricante y material instructivo. Según los responsables, los paquetes llegan sin señales de procedencia, en “envoltorio confidencial”. Lanzado como un piloto en febrero de 2012, el CAP ya ha despachado 30.000 preservativos por correo. Ahora, acaba de expandirse a dos nuevos condados de California, San Diego y Fresno.


“En San Diego, por ejemplo, entre jóvenes de 15 a 19 existe el segundo índice más alto de casos de clamidia (en el estado). Y en Fresno mide más alto la gonorrea que la clamidia”, ejemplificó Chávez. Según datos oficiales, 42.504 casos de clamidia fueron reportados en 2011 entre jóvenes de 15 a 19 años, lo que representa 26% del total de contagios del estado. Los de gonorrea, casi 5.000, son 18% del total para esta enfermedad.