51726ADOCCO afirma que ambos ex funcionarios deben responder ante la posibilidad de la producción de un desfalco por la suma de 10 millones de dólares. La organización basó su denuncia en el hecho de que en el mes de julio del año 2007 se constituyó la empresa, con participación estatal, con un capital mixto de 191.6 millones de pesos.


Según explicó ADOCCO el Estado dominicano hizo una inversión inicial que lo colocaba como socio mayoritario, propietario del 30% de las acciones, seguido por JJH Capital & Asset Management, una firma española representada por Juan José Hidalgo (Pepe), quien también representaba a accionistas minoritarios como las empresas Ferrocarril De Soller S.A. y Abdalla Invest, S.L. que le sumaban el 17% de las acciones.


La tercera posición, con el 10%, correspondía a Futura International Airways, una aerolínea española representada por Francisco Vives Calandin, En total, el 56.5% del capital era dominicano, público y privado, y un 43.5% extranjera principalmente español. Con Air Dominicana las autoridades buscaban devolver al país una línea aérea comercial con sello nacional, como la Compañía Dominicana de Aviación (CDA), cuyo cierre se anunció el 17 de septiembre de 1993 tras una quiebra que llevó a la Justicia a parte de sus ejecutivos.