SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Un intento de embargo al casino del hotel Meliá supuestamente estuvo a punto de terminar el tragedia este jueves.


El hecho se produjo cuando el alguacil intentó realizar un embargo conservatorio y retentivo bajo el argumento de una supuesta deuda de tres millones de dólares.


Según testigos hubo momentos de tensión y hasta forcejeos con armas de fuego, lo que puso en peligro a los jugadores.


El alguacil, un abogado que le acompañaba y otras personas fueron detenidos por la policía y esa acción retornó la calma.