Dicen chinos, canadienses e hindúes se llevan la piedra dejando a los artesanos sin materia prima.


El Frente Barrial de Desarrollo Comunitario Artesanal (Frebadeco) denunció ayer la exportación ilegal e indiscriminada de larimar en bruto, lo que afecta directamente la producción artesanal en el país.


El presidente de Frebadeco, Julio César Hubiera, indicó que ayer se incautó en el puerto de Haina Oriental 550 quintales de larimar, que serían depositados en un contenedor que partiría con destino a China.


Según declaraciones hechas a la prensa, los camiones con la carga del mineral fueron seguidos por miembros de la asociación de artesanos y denunciados a las autoridades de Aduanas, quienes retuvieron el cargamento.


Hubiera señaló que el cargamento pertenece a un ciudadano chino de nombre Sajil. Agregó que también están involucrados un hindú llamado Saota y una mujer de origen norteamericano conocida como Maralago.


Expresó que el sector artesanal está pasando por una gran crisis, porque los chinos, los canadienses y los hindúes se están llevando el larimar por cientos de quintales, dejando a los artesanos del país sin la materia prima.


Indicó que la piedra no se puede exportar, “sólo la tenemos aquí en el mundo, es única en el mundo”, afirmó al momento de apuntar que “se la llevan no sólo en bruto, sino por chapas, sin procesar, dejándonos sólo los rechazos”.


El dirigente de los artesanos hizo un llamado al Presidente de la República, Danilo Medina, para que haga que se cumpla la ley que protege a la pequeña minería, no permitiendo que exporten en bruto el larimar, ya que de esa manera protege al sector artesanal y los empleos que este genera.


Critican a director de Minería


El dirigente de Frebadeco criticó la actitud del director general de Minería, Alexander Medina Herasme, de defender la megaminería y no a la pequeña minería, ni a los sectores que dependen de esta.


Indicó que Medina Herasme sabe lo que está sucediendo con el larimar y aún no se ha pronunciado.


Ya habían hecho la denuncia. Dijeron que en enero hicieron la denuncia del problema a través de distintos medios de comunicación y que aún no han tenido ninguna respuesta de las autoridades.