Además se han dado a conocer los primeros resultados de la autopsia del asesino y de su madre, su primer víctima El joven armado que masacró a 20 niños y seis adultos en una escuela primaria de Connecticut, EE.UU, pudo haber tomado esa decisión tras enterarse de que su madre estaba planeando internarlo en una clínica psiquiátrica. Según los investigadores encargados del caso de Adam Lanza, este hecho podría haberlo motivado a perpetrar el crimen.


Según las declaraciones del hijo de un pastor de una iglesia local, Joshua Flashman, cercano a la familia Lanza, Adam pudo haberse enterado de que su madre había comenzado a tramitar los documentos necesarios para enviarlo a terapia forzosa. “Al parecer, Adam se molestó y enojó. Podría haber pensado que su madre solo quería deshacerse de él. Tal vez esa fue la razón de su desquicio”, declaró Flashman al canal de televisión Fox News.


Primeros resultados de la autopsia


En la tarde del martes comenzaron a hacerse públicos los primeros datos de las autopsias realizadas al autor del tiroteo que acabó con la vida de 26 personas, y a su madre, que se convirtió en su primera víctima. De acuerdo con estos datos, el joven de 20 años disparó cuatro veces en la cabeza a su madre, Nancy Lanza, cuando dormía, según el director de la Oficina del Forense de Connecticut, Wayne Carver.


Carver explicó, además, que las autopsias tanto del asesino como de su madre ya han finalizado y señaló que el joven Adam se quitó la vida con un disparo en la frente. El funcionario descartó que Adam estuviera bajo medicación en el momento en que perpetró la masacre, como se había pensado tras las declaraciones de su tío Jonathan, quien dijo que su sobrino estaba siendo tratado de esquizofrenia.