Las ocho señales de que un hombre le gusta a una mujer

Posiblemente no haya algo peor para un hombre que ser rechazado por una mujer. De hecho, ¿qué puede ser peor que la mujer de tus sueños destroce tu ego al rechazarte para una cita?

Y tú que creías que ella estaba interesada… casi podías ver que el destino quería unirlos. De alguna forma, debes haber malinterpretado sus señales.

Desde el punto de vista del hombre, las mujeres son mucho más sutiles e indirectas —o simplemente confusas— a la hora de revelar sus intereses románticos —a menos que seas realmente buen mozo y tengas una cuenta bancaria inagotable, y que se tiren a tus pies—.

Y sí, con frecuencia las mujeres envían mensajes ambiguos porque no están seguras de lo que ocurre en sus mentes.

Lo que la mayoría de los hombres buscan es un conjunto de señales femeninas claras, que les digan en forma concluyente cuándo una mujer se encuentra receptiva.

¿Existe esto? Definitivamente, existen algunas señales que nos indican que ella quiere algo contigo.
1. Ella está en todas partes
De pronto, caes en cuenta de que ella está en todos lados. Simplemente ocurre. Cada vez que vas a algún lugar, te cruzarás con ella en forma “accidental”. Ella se las rebuscará para estar cerca de ti de una forma u otra.

Lo que ella intenta es hacerse notar, y te está dando la oportunidad de hacer el primer movimiento.
2. Ella muestra los signos adecuados

Es una verdad incontrastable: los cuerpos no mienten. Simplemente, no pueden hacerlo.

La naturaleza ha programado a los seres humanos con una serie de señales de flirteo no verbales y complejas, que afloran cuando se está frente a una persona capaz de despertar interés.

Estas señales varían desde dilatar el iris a la hora de mirar el objeto de deseo hasta otras señales más evidentes como sonreír o tocarse.

Éstas son algunas pistas que debemos conocer sobre este lenguaje corporal:

- Ella apunta en tu dirección con su pierna, pie u hombros.

- Ella se inclina hacia ti mientras habla.

- Ella juega o tira de su cabello.

- Ella juguetea con un accesorio —como una sortija— o acaricia constantemente la base de una copa.

- Ella mantiene los ojos fijos en ti mientras habla o bebe.

- Ella imita tus movimientos corporales —por ejemplo, si pones una mano sobre la mesa, ella rápido hace lo mismo—.

- Ella te sonríe cuando miras en su dirección.

Si estás al tanto de estas señales corporales, podrás estar avanzar seguro cuando el semáforo dé luz verde.
3. Ella nunca está demasiado ocupada

Ésta es una regla de gran importancia en el juego del flirteo: si una mujer está interesada en salir contigo, de alguna forma conseguirá estar disponible.

Esto significa que te dará su número del trabajo o su dirección de e-mail, que responderá velozmente a tus llamados, y que aceptará tu invitación de juntarse —y si ella está demasiado ocupada justo el día que tú indicas, dirá algo como “Bien, no puedo este sábado, pero tal vez podríamos dejarlo para el domingo o para el sábado que viene… ¿te paree bien?”—
4. Ella siente curiosidad por ti

Una mujer interesada en ti querrá saber todo sobre ti —de modo que pueda hablar de tus cosas con sus amigas—. Ella indagará acerca de tu familia, de tu entorno, de tus gustos por cosas como música, comida, y películas.

Generalmente, lo que ellas intentan hacer es catalogar tus intereses para poder imitar tus gustos y disgustos y así agradarte.
4. Ella siente curiosidad por ti

Una mujer interesada en ti querrá saber todo sobre ti —de modo que pueda hablar de tus cosas con sus amigas—. Ella indagará acerca de tu familia, de tu entorno, de tus gustos por cosas como música, comida, y películas.

Generalmente, lo que ellas intentan hacer es catalogar tus intereses para poder imitar tus gustos y disgustos y así agradarte.
6. Ella programa hacia futuro

Una mujer interesada estará siempre dispuesta a programar hacia futuro contigo.

De hecho, desde la primera cita, ella dejará caer frases como “¡Qué bueno que también te gusten los bolos! Podríamos ir a jugar en algún momento.”
7. Ella está nerviosa

Si ella está realmente interesada, es posible que se muestre como un gato nervioso a tu alrededor, sobre todo si no muestras eficacia a la hora de leer las señales que te envía.

Desde luego, ella podría ser una persona típicamente tímida —como tantas hay—, y saber esconder bien sus ansias y sus nervios.

En consecuencia, presta atención a la forma en que se relaciona con otras personas —tal vez logre controlar sus nervios ante ti, pero los liberará con otros—. Si ella está inquieta, posiblemente sea porque piensa en el romance.
8. Ella está celosa de otra mujer que te habla

Ella esconde a un monstruo de ojos verdes en su interior. Una mujer interesada mirará con ojos de halcón a su competencia —y si miras a sus uñas podrías ver unas garras parecidas a agujas listas para clavarse—.

En consecuencia, si la ves echando vapor sólo porque estás platicando o bromeando con otra mujer, puedes estar seguro de que ella quiere que seas algo más que un amigo.