El objeto brillante descubierto por el Curiosity en Marte, un plástico

La NASA continúa dándole vueltas a qué es el «objeto brillante» encontrado por el rover Curiosity sobre la superficie de Marte. El vehículo robótico estrenaba sus herramientas de excavación cuando, de repente, los responsables de la misión observaron en una de las imágenes enviadas por las cámaras a bordo (Mastcam) un pequeño objeto en el suelo que, simplemente, no debería estar ahí. Los técnicos aún no han identificado el extraño hallazgo pero creen que probablemente se trate de una pieza de plástico caída del rover cuando emprendió la tarea de revolver el suelo y no un exótico material marciano nunca visto.

La aparición del diminuto objeto brillante cerca del Curiosity ha suscitado las más variadas especulaciones, algunas de lo más disparatadas. Y es que, ciertamente, es de lo más inusual. La primera evaluación de la NASA se refiere a un sencillo fragmento de material plástico, una pieza suelta o un pequeño aislante, probablemente caído del rover mientras éste removía la muestra extraída del terreno arenoso.

Sin embargo, el objeto no ha sido identificado definitivamente, así que los responsables de la misión procederán «con cautela» e investigarán las imágenes durante al menos un día más para llegar a una conclusión definitiva. Incluso han paralizado los trabajos de excavación del rover en la zona, que no se reanudarán hasta que el asunto se haya aclarado. El temor de la NASA es que, efectivamente, la pieza corresponda al Curiosity y pueda soltarse alguna más o algún instrumento quede dañado si se realizan las mismas maniobras. La cámara Mastcam está tomando fotografías del entorno para averiguar su procedencia.

Según ha comunicado la NASA, una muestra de arena y polvo recogida por el Curiosity permanece en su espátula. No será transferida a otros instrumentos del dispositivo para su análisis y procesamiento hasta que se averigüe la procedencia del objeto.

El Curiosity participa en una misión de dos años de duración para investigar si Marte reúne o reunió alguna vez las condiciones necesarias para albergar vida microbiana.